opinion | MARIJE AMIEVA

Carta abierta a Luciano Hevia

  • La parraguesa le pide a Luciano Hevia que se presente a las elecciones del mes de mayo
marije-amieva-periodista-fielato-opinion

Luciano Hevia, alcaldable de Parres

 

Hace tiempo que esta sección ha dejado de ser uno de mis quehaceres semanales. Si mal no recuerdo, el último Puntín que publiqué vio la luz días después de que Pedro Sánchez se impusiese a Susana Díaz. Ya llovió. Hoy, querido Luciano Hevia, me has obligado a sacar punta al Puntín para dedicarte unas líneas. Lucianín, hace tiempo que dejé de creer en los partidos políticos. Cuando Podemos se convirtió en Pudimos, me di cuenta de que no son más que maquinarias dictatoriales que mueven, a marchas forzadísimas, un engranaje con cierta tendencia a la resistencia. A izquierda y derecha, quien se mueve no sale en la foto.

Desconozco si este es uno de los motivos por los que te resistes a encabezar una candidatura a la Alcaldía de Parres. Eres hombre de principios férreos, honesto y difícilmente manipulable. Tal vez sea esa la razón que te frena a la hora de lanzarte a la piscina municipal. Quienes te conocemos, no te imaginamos conspirando en los tejemanejes del partido de turno. Pero Lucianín, eso es precisamente lo que necesitamos los vecinos de Parres, gente como tú. Precisamos paisanos dispuestos a dar un paso adelante, sin más pretensiones que el bien común y con un amplio sentido de la justicia; queremos alcaldes que saquen el dedo del medio a pasear, es decir el corazón, a los responsables de su partido en Oviedo y/o Madrid cuando el mandamás de turno pretende interferir en los avatares de este excelente, ilustre y noble concejo de Parres; aplaudimos a los regidores a quienes no les duelen prendas pasarse lo políticamente correcto por el forro de los pompones. Peinetas, Luciano, en Arriondas hacen falta más peinetas y muchísimo estilismo, que no postureo. Quizás estés convencido de que tu tiempo en política ya ha pasado. Nada más lejos de la realidad. Llevas a tus espaldas una trayectoria profesional intachable. Trabajaste en hostelería, comercio, sector público... y siempre por tus propios méritos. Sabes lo que vale un peine y eso para el asunto de las peinetas nos viene al pelo. Tienes una formación y riqueza cultural que bien podrían contar con la aprobación del mismísimo Miguel Ángel (Aramburu, se entiende, a la sazón el mayor defensor de la Cultura, en mayúsculas, del municipio). Tu tiempo no ha pasado, Luciano. Más bien ha llegado. Eres conocedor del cariño, respeto y admiración que siento por ti y tu familia. Pero si no pensase que eres lo mejor que le puede pasar a Parres, jamás escribiría estas líneas. Dame una alegría, anda, que en tu partido te esperan con los brazos abiertos. A buen seguro que no te faltarán buenos compañeros de viaje.

 

Marije Amieva Pedroche. Periodista.

Comentarios

No hay comentarios

Para poder dejar sus comentarios debe estar logueado en la web. Registrarse

Noticias relacionadas

El PSOE se enTRISTEce

¿Qué esperabais?