Onís | BENIA

«El mundo rural necesita menos teoría y más medidas efectivas, como por ejemplo, la reducción fiscal»

  • El alcalde de Onís confía que el Gobierno de Barbón sea la solución a los problemas del mundo rural y la ganadería en Asturias

El Fielato y El Nora, 24 Octubre 2019

Abeledo-onis-alcalde José Manuel Abeledo.

Abeledo, alcalde de Onís

 

José Manuel Abeledo renovó el pasado mes de mayo la Alcaldía de Onís y lo hizo como hace cuatro años, sumando para el PSOE todos los concejales, algo que le permite gobernar sin oposición «algo –reconoce– que no es bueno, porque siempre viene bien tener un voz crítica dentro del Ayuntamiento, pero es lo que han querido los vecinos, que al final, son los que ejercen de oposición día a día para que no nos durmamos en los laureles».

– El Gamonéu del Puertu se vendió el día del Pilar, en Cangas, a 45 euros el kilo. Ese será también el precio que previsiblemente tendrá el domingo en Onís. ¿Es caro?
– Es el precio que le ponen los que lo hacen, que son los que  se pasan meses en las cabañas del puertu trabajando muy duro. No es caro, es el valor que tiene. Pero yo lo que pediría a los queseros del puertu es que unificasen el precio y que todos lo vendan al mismo.

– En Onís van a abrir dos nuevas queserías para elaborar Gamonéu del Valle. ¿El queso es el principal motor de la economía de Onís?
– La elaboración del queso supone mucho para el concejo. Esas dos queserías que van a abrir, una en Demués y otra en Bobia, suponen una inversión de un millón de euros, pero la principal fuente de riqueza que tiene Onís sigue siendo la ganadería.

«Los responsables de la Consejería de Desarrollo Rural

no tienen disculpa alguna para no hacer lo que necesita el mundo rural»

– ¿Que metas se ha puesto para esta legislatura?
Metas realistas, como ver construida la Residencia de mayores, encarrilada la modificación del Plan General para que muchos que están pendientes de construir viviendas unifamiliares puedan hacerlo, la construcción de Viviendas de Protección Oficial... Estos temas tuve la oportunidad de tratarlos ya la semana pasada con los consejeros correspondientes del Gobierno Regional y creo que, si todo discurre como debería discurrir, se harán realidad.

Tiene usted puestas muchas expectativas en el Gobierno de Adrián Barbón, ¿Cree que se verán satisfechas?
– Yo creo que la apuesta de Adrián Barbón por los municipios pequeños y por la zona rural es evidente. Por primera vez, los responsables de la Consejería de Desarrollo Rural son ganaderos o provienen de familias ganaderas: el consejero, el director general de Montes, la directora general de Desarrollo Rural, el director general de Ganadería, no tienen disculpa alguna para no hacer lo que necesita la zona rural. La verdad es que si en estos cuatro años no avanzamos sería una decepción.

– ... Y el nombramiento  de Jaime Izquierdo como comisionado para el reto demográfico...
– Sí, me parece muy bien, pero el mundo rural necesita menos teoría y más medidas efectivas.

– ¿Por ejemplo?
– Acometer de una vez por todas la reducción fiscal. No puede ser que pague los mismos impuestos un vecino que vive en Demués que uno que vive en Oviedo, en la calle Uría, cuando reciben servicios diferentes; hay que apostar por la generación de empleo femenino porque esa es la mejor manera de asentar a la población en la zona rural, uniéndolo a servicios como las Escuelas Rurales y también a la conectividad, en pleno siglo XXI las zonas rurales tienen que tener conexiones a Internet de calidad.

– ¿El Parque Nacional y el lobo van a seguir siendo su caballo de batalla?
– La gestión de los Espacios Protegidos depende otra vez de la Consejería de Desarrollo Rural, y eso va a ser bueno, o al menos eso espero yo. El Parque Nacional necesita financiación, algo que los ayuntamientos llevamos pidiendo años. Y esa financiación hay que buscarla en los Fondos Europeos, algo que hasta ahora no se estaba haciendo. El lobo, afortunadamente causa menos daños, pero yo aspiro que haya “cero daños”, porque sigo defendiendo la incompatibilidad del lobo con las zonas donde habita el hombre y hay ganadería extensiva. Si no hubiese lobos, no habría las hectáreas de matorrales que hay, porque tendríamos rebaños de ovejas y cabras, que son la mejor manera de desmatorralizar. Hay que impulsar la ganadería menor, que es otra de esas patas fundamentales para evitar que el mundo rural se muera. Por eso le decía antes que necesitamos menos teoría y más acción.

Comentarios

No hay comentarios

Para poder dejar sus comentarios debe estar logueado en la web. Registrarse

Noticias relacionadas

"Seguiré luchando para sacar a Onís del Parque Nacional y para terminar con la lacra del puto lobo"